La amistad más curativa

Gracias a los últimos años de investigación acerca del tema, se ha demostrado la gran eficacia de la terapia con animales en personas discapacitadas. Es asombroso la enorme ayuda que pueden ofrecer cuando se sienten un poco solas. Tanto los domésticos, como perros, gatos y aves, así como los caballos o delfines resultan ideales para combatir ciertos sentimientos negativos.

Los perros de terapia, por ejemplo, deben ser animales con un buen temperamento, tranquilos, sociables y pacientes ante cualquier situación que se les pueda presentar. La presencia de estos animales es muy beneficiosa para las personas mayores con problemas físicos, así como para que a pesar de la edad, sigan sintiéndose útiles.

Estos peludos mamíferos hacen experimentar a las personas que padecen bloqueos emocionales, una notoria mejora tanto en el plano físico a través de las caricias, como en el emocional, ya que los estudios indican un aumento de alegría entre pacientes, estimulación de la risa, la felicidad y el sentido del humor. Se mejora también la relación entre pacientes y paciente-personal.
En el caso de los niños, los perros favorecen solucionar problemas de aprendizaje y comportamiento, así como ansiedad e hiperactividad.

animales

Los entrañables delfines son usados para problemas de sociabilidad en niños y adultos, como puede ser síndrome de Down, parálisis cerebral, etc. A pesar de las ventajas y alegría que aportan a las personas enfermas, algunos defensores de los animales, protestan por la necesidad de tenerlos en cautividad durante el tiempo que dure la terapia.

Y llegamos a la equinoterapia, la que se realiza con caballos, y que con mucha seguridad, sus inicios se remontan a la Antigua Grecia. Parece increíble, pero los beneficios curativos que nos ofrecen los equinos son variados: la relación con ellos ayuda a superar miedos, aumenta la confianza en uno mismo, desarrolla habilidades de comunicación, enfrentamiento y resolución de problemas, así como nos da un subidón de autoestima.

En definitiva, relacionar a personas con problemas físicos o con determinadas carencias, tiene efectos tan beneficiosos como el de adquirir nuevas responsabilidades, dejar de preocuparse sólo por uno mismo y superar emociones negativas como la soledad o el abandono. Como se ha dicho desde siempre, la naturaleza es sabia, por lo que aprendamos a utilizar sus miradas, una caricia hacia ellos, su simple presencia… para dar otro rumbo a nuestra vida y a la forma en la que la vemos.

animales de compañía

Fotos vía: Todos somos uno y Psicoterapia animales

Deja un comentario